agosto 08, 2005

Ruta de Africa.

Volví a clases. Segundo semestre. Si pues, tengo 32 años y estudio con puros cabros chicos de 18 a 22, más o menos. Obviamente, Pepita la loca, no se cuenta.
Lo bueno es que me pude eximir de un ramo, entonces me fui a hacer trámites al centro, más temprano de lo que yo pensaba. Fui al banco, y como ando con mochila y vestida informal, los guardias siempre se me acercan, así como: ¿usted es cliente? Yo pongo mi peor cara de seriedad, y se corren. Después de salir casi corriendo, porque encuentro tan triste trabajar en un subterráneo y la gente con cara gris, me fui a pagar cuentas. Como tenía tiempo extra, empecé a ver la "nueva temporada".
No voy a nombrar la multitienda, pero la "onda" que será este verano ellos la llamaron: Ruta de África. Yo tomé la revista, le eché una mirada, ahí estaban las modelos desnutridas pero que comen de todo, los fondos de las fotos eran así como tipo "africano". Y de nuevo me dio rabia. Pero de verdad, cuando digo rabia, es de verdad que me enojo. Osea, ¿no está África diezmada por el hambre? Y estos breas no encuentran nada mejor que titular la nueva colección como "Ruta de África", aunque las modelos flacas podrían representar la hambruna, pero eso es un chiste de mal gusto.
Por la cresta, ¿acaso no se dan cuenta que es una burla para miles de africanos que están muriendo de hambre? Cuando estoy muy acelerada se me olvida almorzar, por ejemplo. Pero en la noche puedo comer. Puedo comer. Que terrible debe ser morirse de hambre... lo siento, pero de tan solo imaginarlo se me parte el corazón en 15mil pedazos, y no es que yo sea buena persona ni nada parecido, pero no tener que comer...uf!
Soy una convencida que para algunas personas caminar conmigo no debe ser muy entretenido, porque siempre miro mi alrededor en forma crítica: no me van a hacer gueona. Y veo la tele así, y leo los diaros y reclamo en voz alta, y tengo este blog para reclamar y decir que por la puta que me carga este país donde la gente prefiere esconder la cabeza, para no ver.
Y ahora me voy a natación. El agua me calma.

6 comentarios:

gallardo dijo...

Querida Furiosa:
Lo primero es dar gracias a tu destemplada locura gritatoria.
Lo segundo es reír de buena gana por saber que andas por ahí despotricando.
Lo tercero es reir: jajajajajajajajajjjajjajajajajja

kotto dijo...

teni razon, aveces avalamos todas estas estupidas capañas de marketing sin decir nada sin pensar ... no digo que nos dejemos llevar y compremos todo lo que nos muestran, pero muchas veces nos hacemos los weones

saludos

garganta de lata dijo...

a mi ultimamente me empelota el metro, me siento pasado a llevar en mi derecho de estar en un lugar libre de contaminación visual. Cuando entre al metro no hay lugar en que no se vea alguna estrategia marketera pa que se te quede en la cabeza.
Pero en fin cierro los ojos o me hundo en un libro. Ahora lo ultimo que falta es que el metro ademas de señalizar en sistema braile sus estaciones ahora coloque avisos publicitarios.

chica canifru dijo...

no es campaña de marketing,es de publicidad,las estrategias marketeras son otras,yo les puedo explicar...

garganta de lata dijo...

chica canifru cuidado con la deformación profesional.... pero pa cachar cual es la diferencia.

Go For It 4791 dijo...

confieso que he sido uno de los estúpidos que no se había detenido a pensar en lo desatinado de hacer una moda africana, con las condiciones de pobreza que hay en ese continente...

gracias por abrirme los ojos. a ver si alguno de los pillos que deciden las campañas de marketing (o publicidad, como dice chica canifru) de la ropa lee esto...

después de haber escrito lo de arriba, leí el comment de kotto y pienso: he sido tan weon que ni siquiera me daba cuenta que me estaba haciendo el weon...

saludos